TODOS DICEN: “TE QUIERO”

Martí: “El papa no me quiere porque siempre está enfadado conmigo”.

Sí, Martí, a menudo estoy enfadado…lo siento. El tipo “divertido” de los vídeos, parece que le cuesta sonreír con sus hijos. Serán las preocupaciones, en este mundo más cercano a Mordor que a “El País de Nunca Jamás”. Y papá, que siendo un pimpín, adoraba el “I just called to say I love you” de Steve Wonder, y que se quedó sin bailarla en esas colonias con Virginia, aquella chica tan guapa del pelo rizado, ahora resulta que ni llama para decir “te quiero”, ni lo demuestra,  ni mucho menos lo dice. Él, que se pasa el día tarareando las canciones más ñoñas de George Michael o Paul McCartney…él, que se las da de romántico cuando no lo es… él, que a veces escribe posts desde el corazón…él, que todo el mundo mundial dice que es tan y tan cariñoso…se le olvida decirte: “Te quiero”, se le olvida en ocasiones quererte.

Decirte que ahora que empiezas a leer, y te pasas las horas leyendo en voz alta los carteles de los colmados, restaurantes chinos y fruterías, pues  decirte que leas esto: te quiero. Y aun escribiéndolo, y no sé porque estúpida razón, me cuesta. No me lo tengas en cuenta, porque soy así de gilipollas…no hay más: Papá, es gilipollas.

El “te quiero” se me olvida, se me pasa, pero te aseguro que aunque se  hayan quedado millones de “te quieros” por el camino, y aunque esté con esa cara de estreñido las 24 horas del día, pues te quiero, no hay más. ¿Que cosas verdad? Antes de que pienses que tu padre es una farsa (bueno quizás un poco si que lo es), déjame decirte, o mejor dicho, déjame escribirte una vez más que te quiero. ¿Y sabes una cosa? Cuantas más veces lo escribo en este post, menos me cuesta escribirlo, decirlo en voz alta. Y entonces te despertaría y te diría: Te quiero Martí, pero es que es muy tarde y mañana hay cole, ¿sabes?

Y encima papá tiene los santos cojones de poner esa cara que solo pone él, esa de indignado nivel “fire” cuando hay “te quieros” por la casa y el no esta por en medio y no le han invitado a “la fiesta”. Claro, como él lo dice tanto… ¿verdad?

Siento que el decir “te quiero” haya pasado a un cuarto o quinto plano, olvidado junto a la caja de “He-Mans”, los momentos de caricias, las risas a todas horas, la serie “Perdidos”, los huevos con azúcar o los viajes a la montaña. Malhumorado, gruñón y que además nunca dice: “te quiero”. Ya sabes lo que dicen: “Lo fácil es decirlo, lo difícil es demostrarlo”. En mi caso canto bingo en las dos cosas… hay que joderse.

Imagínate si me cuesta decirlo, imagínate lo que me cuesta demostrártelo… que te lo escribo en este post.

Y ahora que llevo un montón de: “Te quieros”, ahora que con este post es como si aquella tarde en las colonias hubiese bailado el “I just called to say I love you” con Virginia para poder años más tarde explicártelo en un post…déjame decirte que aunque nunca bailé con ella, recuerdo ese momento de “no bailar” mágico, profundo, único…y déjame decirte que te quiero porque me sacas de quicio, porque sueñas como el que más, porque das sentido a todo, porque estoy enamorado de tu sonrisa de pillo achinada, porque eres toda vida, todo alegría y este puto mundo…te necesita Martí.

Por cierto…se me olvidaba algo, lo más importante de todo y que nunca, nunca debes olvidar: Te quiero.

Anuncios

12 Respuestas a “TODOS DICEN: “TE QUIERO”

  1. No se siente uno un padre “…como Darth Vader”, así como así, a la ligera, ¿verdad? Por eso está escogido el nombre tan acertadamente. Pues escribirlo está muy bien, tío, es maravilloso y todo eso. Pero lo que tienes que hacer es decírselo más. Y ya está… Ahí te coronarás como Master. Y no cuesta tanto, en serio, una vez que te pones… Como al escribirlo.
    Ya tienes deberes para cuando se despierte por la mañana… Y si flaqueas, piensa en cómo te sientes cuando son tus hijos quienes te dicen: “Papi, te quiero…”

  2. Joe, que duro el post. Es difícil imaginarte todo el día “enfadado” o “gruñon” con el peque. Yo desde el día que fui consciente plenamente de mi embarazo, me hice prometer que le diría a mi hijo cuanto le quería cada día de mi vida. Me parece algo muy importante. Es algo que incluí en la rutina de irnos a dormir. Siempre con el beso de buenas noches, le recuerdo lo mucho que lo quiero y lo importante que es para mi. A veces nuestros problemas de adultos nos hacen infravalorar sus problemas o tan siquiera verlos. Afortunadamente para ti. Tu niño te ha dicho de una forma clara lo que siente. Aprovecha y cambialo. Mucha suerte y muchos te quieros (y ya de paso alguna sonrisita salvadora de esas que curan el alma).

  3. Tienes razón, a veces se nos olvida decir a esos “minimounstruos” lo mucho que los queremos y lo importantes que son en nuestras vidas. Hay que decirlo mucho mas

  4. aix… y qué adecuado me parece tu post para mi situación:
    Tenemos un padre en casa al que se le ha olvidado decir “te quiero” al peque. Y un peque que cada vez le dice más a menudo “tu no, la mama”. Y un padre que se ha ofendido y se ha enfadado y lo está dejando por imposible, tanto, que a veces se olvida de darle las buenas noches al peque. Y un peque que no quiere quedarse solo con su padre. Y un padre al que le duele que el hijo no lo quiera. Y un peque al que le duele que su padre no le quiera.
    Y yo, que acabo de darme cuenta y aún es una teoría, me planteo cómo decirselo al padre sin herirle, sin que piense que lo ataco, sin llegar a su orgullo. Porque sé que el padre, de ver lo que yo veo, cambiaría, pero que sin verlo, no le dará la gana. Pero no por mal padre, sino por orgullo, por una educación mal entendida sobre quien ha de adaptarse a quien.

  5. Yo lo considero la.frase imposible. Sisi. No lo digo nunca. No lo he dicho nunca. Pero para eso estan ellos. La mayor me ha enseñado. A ella que la.veia iba por el.mismo camino que yo y no iba a saber decirlo…pues viene cuando le da un pronto y me lo.dice. y yo hago lo mismo. Y asi aprendemos juntas 🙂

  6. Nuevamente: identificada. Encima, siendo mamá soltera soy medio Mamá como Darth Vader, a veces me cargo a mí misma con doble rol y se me pasa el sonreír más y decir “te quiero”.
    Gracias por compartir.

  7. Carlos no sufras. Si no te sale de dentro como aquel gas de la coca-cola que no hay manera de sacar i nitas que va subiendo. Besale sin motivo, estrújalo sin miramientos…. Cuando menos se lo espere.
    No se lo habrás dicho pero lo habrá notado un montón.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s