COMO EN “JERRY MAGUIRE”

Llevo un par de horas sin dormir, dándole vueltas a todo…hacía tiempo que no me pasaba algo así. Con ganas de escribir todo lo que se me pasa por la cabeza, algo así como una declaración de objetivos, de intenciones o como lo queráis llamar… o simplemente escribir todo lo que pienso a estas horas de la noche…algo así como la que escribió Jerry Maguire en la “peli” del mismo título. Su declaración se llamaba “Las cosas que pensamos y no decimos” y entonces la escribió, y lo echaron de su trabajo, sin embargo algo cambió en él para siempre. A mi lo del trabajo no me puede pasar, porqué para empezar no tengo trabajo…sin embargo os diré una cosa: cuando sea grande quiero ser como Jerry Maguire, así que este escrito, esta declaración, esta locura en forma de “post” se podría llamar:

“Como en Jerry Maguire”.

Te despiertas y miras el reloj…son las 2.30 de la mañana, miras a tu lado…Martí, Vane y Mario durmiendo plácidamente, cuanta tranquilidad. Los tiempos en los que llueve sobre mojado nunca cesan, o almenos eso parece, y tú tienes que seguir sonriendo para todos. Entraste hace tiempo en un bosque y no conoces el camino, nadie te ha dado un mapa, una miserable brújula, y entonces te sientes perdido como Jack Shephard en la serie “Perdidos”, pero sin la isla y sin la plasta de Kate, y te acuerdas de que mañana es viernes, y nunca te han entusiasmado los viernes, porqué sabes perfectamente que los viernes no suelen haber buenas noticias, ni mucho menos milagros. Bebes agua…hace una calor tremenda en la habitación. Te acuerdas de Silvia, y de como te dijo hace unos días que ella tenia un “ángel de la guarda”… entonces te preguntas si tú también lo tienes, pero  entonces recuerdas que siempre has pensado que se perdió en la atracción “It’s a small World” de “Eurodisney” con tantos muñecos y música histriónica, y desde entonces ya no has sabido nada de él. Entonces lo echas de menos…o quien sabe, a lo mejor el “ángel de la guarda” está cada día a tu lado y tu estás tan empanado que ni te enteras…ya podría ser también. Vuelves a mirar a Martí, y te acuerdas de su cara en el autocar yéndose de excursión el día anterior, y eso te hace sonreír, te hace muy pero que muy feliz. Son de esas imágenes que hacen que por un momento…deje de llover. Hacen que te olvides de como día tras día  tienes que poner tu cara más amable ante facturas, vecinos, migrañas, adaptaciones, dolores de muela…o  los ya míticos reproches de la galaxia entera referente a tus 2 hijos: de sí porqué lo educas así o lo educas “asá”?, de si lo vemos poco, de si el niño es malo, de si su hermano Mario es más bueno, no juegues así, no hagas caca asá…. Nunca se cansan, ni los dolores  de muela, ni las facturas, ni los reproches… da igual que te vean que estás en un bosque sin mapa, ellos te machacarán, y tu sonriendo, sudando sin saber que decir, porqué sabes perfectamente que nunca estuviste en el festival de “Woodstock”…pero siempre has sido pacifista, pero también eres consciente que tienes ahí en los genes algo bélico, que prefieres no sacarlo, te lo comes y punto, porqué sabes que el día que lo saques puede llegar la sangre hasta “Nunca Jamás”. Al fin y al cabo estás en el mundo para que tu familia sea feliz y verla sonreír cada día….lo demás poco importa.

Vuelves a mirar el reloj, son las 3.3o, y no hay quien se duerma, vuelves a mirar a Martí, está guapo, cómo siempre y vuelves a recordar su sonrisa en el autocar, y piensas que todos los momentos deberían ser así…y te acuerdas de Marc, aquel amigo que ya no es tu amigo y que lo echas mucho de menos, pero claro… le hicieron indefinido en aquel “Registro” del demonio, empezó a vestir “Antonio Morato” y entonces…se olvidó de ti. Piensas también en Jaume,  la persona que junto a todos los que perdéis 10 minutos de vuestra vida en leerme (aprovecho para daros las gracias), ayer le dio un sentido a este humilde blog. En media hora me preguntó como lo hacía para sacar todo lo de dentro y plasmarlo aquí, le dije que para mi era algo que salía del corazón, de mis entrañas, y que necesitaba hacerlo, y entonces su mirada me decía que no estoy sólo en el bosque, y que el mapa está en la vuelta de la esquina. Seguiremos buscándolo pues Jaume…gracias por esos 20 minutos.

Vuelvo a mirar el reloj, buff que tarde es…estoy como en “Jerry Maguire”, con la diferencia que él se levantó para escribir todo lo que pensaba, sin embargo yo lo almacené en el armario de “Narnia” de mi cabezota y así os lo expongo. Y entonces me acuerdo de la canción de la serie “Bob, en manetes”, y empiezo a coger sueño…Si, aquella que dice: “ens en sortirem? Sí, i tant”, y es que en  el bosque empieza a hacer frío y está oscureciendo, suerte que por si me pierdo, estoy haciendo un camino de “Lacasitos” como en “E.T.”. Vuelvo a mirar a Martí por última a vez, ya que los ojos cada vez se me cierran con más insistencia…y pienso que todos los niños del mundo y él, son el futuro, y que yo estoy en un bosque sin mapa, pero el está en un campo verde precioso con una brújula de coleccionista y un mapa tamaño “King Size”…y eso es genial… cada niño de este planeta debería tener un mapa, una brújula o un bote de “Lacasitos” en condiciones…se lo merecen. Miro el reloj…me estoy durmiendo…mañana es viernes y entonces me doy cuenta que a pesar de mañana ser viernes…los milagros existen en cualquier día de la semana…y más en viernes! verdad que sí Jerry?
image

Anuncios

10 Respuestas a “COMO EN “JERRY MAGUIRE”

  1. Todos tenemos un ángel de la guarda que no para de frotarnos, pero tenemos que estar atentos para escucharlo, sino se aburre y calla hasta que estemos preparados.
    Con lo bonito que es perderse, quien quiere mapa? Es mejor y más gratificante encontrar nosotros mismos el camino a seguir.

    • Ostras Silvia!! prometo estar muy atento a ver si lo escucho!!! que bieeen, muchas gracias!
      Lo del mapa? en fin, preferiría tenerlo, te doy la razón, si encuentro el camino sin él, será muy gratificante. 😉
      besos

  2. Seguro que tu ángel de la guarda está contigo y con toda tu familia, esa preciosa familia que has creado. Esos preciosos niños, que los educas como tu quieres, pues no hay nada mejor que la intuición de un padre, que todo el mundo sabe opinar, uff, que rabia me da.
    Tu mapa son ellos, tus pequeños y Vanessa, ellos son tu brújula y son tu todo.

    Muas!

  3. muchas gracias una vez más por tus palabras Patri!! la verdad es que los días que duermo mal, me convierto en Jerry Maguire! Sin embargo, tus palabras me animan mucho mucho!! besos!!!

  4. Qué grande Charles, busca bien en los bolsillos que seguro que encuentras un mapa, la brújula… tienes tres! y los lacasitos te los regalo cuando quieras.

  5. Ay! Cuantas veces nos sentimos perdidos y tenemos que aparentar no estarlo… sin embargo tienes tres pilares en tu vida que te sostienen bien fuerte, tu Vane y tus nenes. Me has recordado una parabola que a mi me gusta especialmente y me ha dado fuerzas en algún momento de mi vida, no intento evangelizar a nadie, pero es muy bonita y pensé que te podría gustar. Te la dejo en este enlace( que si no menudo comentario te voy a dejar más largo!). http://blogs.maristasleon.com/animacion/2011/11/17/parabola-de-las-huellas-en-la-arena/ un abrazo

    • “yasoymama”” muchas gracias por tus palabras y por tu parábola, que me ha gustado mucho, y que gran verdad!!!!!!!!! A veces estamos tan ofuscados que no vemos que el mapa, la brujula y la cantimplora, la tenemos justo ahí al lado. Un abrazo y una vez más gracias! 🙂

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s