LA TARTA DE GALLETA OREO

5582_thickboxLos trabajos de los papás de Martí siempre han sido muy diferentes, y eso Martí lo sabe muy bien. “el trabajo de mamá mola mogollón”, debe pensar el pequeño, y no me extraña. Y es que mi mujer Vanessa trabaja en una tienda de porta-bebés, con una sala llena de cojines “puff”, peluches, pelotas y muñecos bebés. os imagináis a Martí  allí? Está doblemente feliz, por el sitio que es genial y que para él es lo más parecido a Disneyworld y sobretodo porqué esta con su madre.

El trabajo de papá, o sea el mío, es un trabajo extraño para el pequeño, o almenos eso pienso. Martí ha visitado 3 veces mi trabajo de auxiliar de administrativo. Cuando tenía varios meses de vida, y fue recibido como si se tratara de un rey, o emperador o que se yo, o sea, todo achuchones y abrazos. La segunda vez fue con año y medio, tenía fiebre y supongo que al ver como unas 30 personas le observaban, le decían cosas y lo querían cojer a lo zombie en “The Walking Dead”, solo supo poner cara de terror mientras gritaba: “mama!!”. y por último, la tercera vez, fuimos al yo plegar mi jornada laboral, pero era tan tarde, que el horario normal de oficina había terminado y la puerta del departamento estaba cerrada, con lo cual yo no podía abrirla con mi tarjeta. Dio igual, estuvimos semanas imaginando Martí y yo como encontrábamos esa llave imaginaria para poder entrar a la “feina del papa”.

Hace unos meses me decidí a hacer una tarta. No una tarta cualquiera, sino la tarta de galleta Oreo. Si, no tiene prácticamente mérito lo reconozco, son tartas que…que hasta yo podría hacerlas. El niño estaba entusiasmado: “papá es un inútil en la cocina y va a hacer una tarta? Lo veis, para que luego digan que no existen los milagros”. Debió pensar. Pero pasaron las semanas y nada de hacer la tarta, y es que los que me conocéis  sabéis que me ahogo en un vaso de agua (tanto si está lleno o vacío), y al ver esos gráficos extraños que me parecían más bien jeroglíficos egipcios  huía corriendo a lo “forrest Gump” a cualquier otro lugar de la casa que no fuese la cocina.

Hace una semana que me he quedado sin trabajo. Están siendo unos días extraños, durillos y no solo por no tener ni idea de lo que vendrá, sino también por los cambios de etapas, y es que para mi dichos cambios me aterrorizan más que cualquier película de autor de más de 3 horas de duración. En eso soy muy parecido a Martí, la verdad. Así que cuando me enteré que no me renovaban y que ya no necesitaríamos Martí y yo encontrar la llave para abrir la puerta de la oficina, decidí explicárselo a Martí, ya que creo que a los niños hay que hablarles, hay que mostrarles tus sentimientos, tus estados de ánimos, sin miedo a esconderles nada. Me acerqué a él y le dije con cara de pescado congelo: “Martí carinyo, el papa ya no te feina”. Entonces Martí por unos segundos no dijo nada, esbozó una media sonrisa y me respondió: “Hacemos la tarta de galleta Oreo papá?”.

Los niños son mágicos, y tienen el don, la virtud de hacerte sonreír en momentos que no para de llover. Hicimos la tarta entre los 3 (necesitaba ayuda, entenderlo, que son jeroglíficos!!, je,je), me sentí “el rey de las tartas” por unas horas, y lo que es mejor, disfrutamos cómo enanos, para finalmente, comernos la tarta.

Gracias Martí por ayudarme a hacer la tarta y sobretodo por hacerme sonreír.  Por cierto, recuerda que tenemos una misión, más excitante, más apasionante, y más divertida que ninguna otra: Encontrar una nueva llave. Me ayudas?

Anuncios

Una respuesta a “LA TARTA DE GALLETA OREO

  1. Es cierto, los niños tienen la capacidad de hacernos sonreír en situaciones difíciles….el domingo pasado CREÍ (por suerte no fue así) haber perdido el móvil, olvidándolo o que me lo hubieran robado en un restaurante…..se lo expliqué a mi hijo Martín de casi 3 años, que estaba triste, que soy muy despistada, que me daba mucha pena perder tantas fotos….y él, mirándome fijamente y tocándome la cara me soltó…”mamá, no tes triste…las cosas se piedden y se piedden, ya tá…ya me harás más fotos…” Pues eso, que ellos relativizan, que le dan la justa importancia a las cosas…..

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s